miércoles, 7 de noviembre de 2007

El mercado del lujo en China



Ya sea como reacción a años de austeridad o bien sea por hacerse un hueco en la abarrotada tribuna de nuevos ricos, China es ahora el tercer mayor consumidor de productos de lujo, lo cual representa el 12% de las ventas globales según un informe de Goldman Sachs . Por delante, solamente se sitúan EEUU y Japón pero si la tendencia continúa, China superará a EEUU para convertirse junto a Japón en el mayor consumidor de lujo en 2015. Otro hito menos que derribar.

Los Yuppies chinos tiran de la demanda y lo compran todo desde relojes a coches importados. El único requisito que parece importar es el precio: cuánto más caro mejor. Ante este panorama que debe provocar escalofríos de placer entre los ejecutivos de ventas de las grandes marcas, los proveedores de lujo responden: Armani tiene previsto abrir 24 tiendas en China Continental en 2008. Otra máxima que empieza a convertirse en regla de oro es, sí es posible encontrarlo en Hong Kong, también debe estar en China.

Dicen los expertos que los consumidores chinos que compran lujo lo hacen principalmente para aparentar o para definir su identidad. El concepto asiático de la cara, u orgullo e identidad, es la razón principal por la que invierten en marcas caras y exclusivas. En una economía de rápido crecimiento y en continua transformación, los símbolos de Status son la manera más fácil de demostrar riqueza y poder.

La revista TIME Style & Design ha efectuado una encuesta global sobre el lujo. En China, la notoriedad de marca muestra estos resultados:
Marcas más conocidas:
1. Rolex
2. Lacoste (hay que ver los franceses como se las gastan!!!)
3. Valentino
4. Chanel
5. Dior
* Curiosamente Louis Vuitton no se encuentra en el Top 5, a pesar de la cantidad de publicidad gratuita que en los mercadillos se le hace.

Marcas de relojes más conocidas:
1. Rolex
2. Omega
3. Cartier
4. Vacheron Constantin
5. Breitling.

Marcas de cosméticos más conocidas:
1. Estée Lauder
2. Lancome
3. Guerlain

Para dentro de algunos años puede que Loewe o Tous se cuelen en el ranking, de momento tendrán que conformarse con ser fusilados en los mercadillos. El primer paso hacía el éxito en el mercado chino del lujo.

2 comentarios:

Dédalus dijo...

Me parece alucinante que las cosas sean así por ahí. Di que ya todo el mundo conoce o, más bien, intuye lo que está sucediendo en China, pero nunca imaginamos siquiera de lejos las cosas como realmente son; o sea, como tú las puedes ver.
Tiene que ser una auténtica experiencia ir viviendo el cambio... aunque, por desgracia, aún quede tantísimo en materia de derechos humanos.

Que sigas bien y nos cuentes más cosas.

Melisa dijo...

iria ahiii y me compraria una docena de relojes Cartier,me encantan!!!